Los supervisores

lunes, 18 de octubre de 2010

Up and Down

La semana pasada fue un bajón. Primero porque estuve "en esos días" como rezan todas propagandas de ibuprofenos y toallitas, lo cual hizo que me infle como un sapo cucurú. Segundo porque corté con mi novio de tres años persona con la cual planeo/aba estar por siempre y para siempre jamás como en todos esos cuentos de hadas con los que nos lobotomizaron de chiquitas a la minas. Y tercero porque me intoxiqué con un cacho de chocolate y me pasé tres días con inyecciones, ranitidina y la mar en coche, comiendo arroz hervido y tomando té negro. Un divinor. En mi inocencia esperanzada creí que sería bueno mirar el vaso medio lleno y me subí a la balanza el miércoles pasado y había bajado dos kilos. Contenta dije "parezco un zombie, y nada de lo que ingiero dura en mi sistema más de cinco minutos, pero al menos estaré más flaca". NEGATIVO.
Me acabo de pesar. Estoy en 73.400, osea que aumenté 100 gramos de la última vez que me pesé oficialmente hace dos semanas. Era de esperarse en parte porque hace dos semanas que no puedo patinar (primero porque después de la caída mítica me quedó el culo a la miseria una semana y después estando intoxicada hasta caminar me costaba). Así que como es lunes y los lunes se empiezan las dietas, yo voy a recomenzar mi camino hacia la tierra prometida de la panza chata y la cola en su lugar. Diciembre está a la vuelta de la esquina y necesito pasar la barrera de los 70kg para entonces. ¿Por qué se preguntarán mis lectores light? Porque en diciembre me voy a Tucumán a visitar a mis amigos de antaño y no quiero llegar hecha una pelotita, quiero estar flaca y linda como cuando me fui. Quiero que mi apodo de "La Flaca" tenga sentido y que me reconozcan al toque. Así que bueno, manos a la ensalada, boca a la sopa y ¡que venga la magia!

5 comentarios:

lulu dijo...

ayy flaca vas a llegar aca y vas a ver q todas esperamos la magia tb..jajajaja..vos siempre vas a ser LA FLACA...

Pablo dijo...

Y no hay deportes que no sean de alto riesgo para el caracú como patinar??? Sopa sopa y más sopa pero no la sopa paraguaya que es una perdición! Hace poco me mandé una empachada con chipa soo que ni te cuento! jajajajaja!

Por lo demás, hay que dejar que el tiempo pase y cure las heridas... la soltería devuelve el estado físico deseado, ojo! jajajaja!

Beso

deMónicamente dijo...

no te olvides de las frutas...jajajaja
estamos iguales. empecé hoy con la dieta. me siento una bola de fraile. qué horror el invierno!!!
veremos cómo resulta todo.
kisses

CEH aburrido dijo...

Adiero a lo de la soltería y el estado físico.

Pero prefería mi pancita cuando había quien la abrazara, y no estos desolados abdominales.

Para mi hay que amarse y comer. O amar y comerse unos a otros.

Saludos che!

Mariana Art dijo...

Lulu: mi mitacita tucumana, te quier much amiga :)

Pablo: veo que conoces las delicias de la cocina paraguaya... yo muero por el mbeyú!

Monica: mucha merd y a cerrar el buche, este verano es nuestro! XD

CEH: me mató lo de desolados abdominales... no creo que llegue a tanto, el único six pack potencial que hay en mi futuro es uno de cerveza!